Copyright Qode Interactive 2016
tradingwayoflife | La trampa de las enormes rentabilidades.
9018
post-template-default,single,single-post,postid-9018,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,side_area_uncovered_from_content,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-12.0.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.3,vc_responsive
 

La trampa de las enormes rentabilidades.

La trampa de las enormes rentabilidades.

Si llevamos tiempo en este mundo, es normal que de vez en cuando veamos rentabilidades exageradamente altas y nos preguntemos si realmente son posibles de conseguir.

No voy a desmentir ni mucho menos a otros inversores, pero en muchos casos, esas rentabilidades esconden una serie de trampas detrás.

Me explico, es verdad que con productos apalancados, una buena diversificación y sobretodo una adecuada gestión monetaria se pueden conseguir buenas rentabilidades y constantes. Sin embargo, cuando veamos números muy fuera de la media debemos hacernos dos preguntas:

1 ¿Es realmente tan bueno el trader? Por supuesto, es perfectamente posible.

2 ¿Esconde algo detrás esa rentabilidad? Esta opción también se ve en muchas ocasiones.

Para el segundo caso, como hemos dicho, existen muchas posibles “trampas”. Vamos a explicarlas:

En primer lugar, los testing e históricos de un sistema suelen ser “falsos” ya que casi siempre están sobre-optimizados. Es decir, un sistema que proyecta patrones en el pasado y saca los resultados de dichos patrones, no muestra la realidad actual de mercado, luego es muy posible que no sea rentable. He visto miles de sistemas con históricos tremendos que una vez puestos a operar dan resultados muy alejados de lo esperado. Por lo tanto, solo confiar en los resultados de operativa real, nunca en históricos.

Dentro de los resultados de operativa real, también hay que andar con mucho ojo. Podemos ver rentabilidades muy buenas de operaciones cerradas que esconden detrás un flotante muy negativo. Es decir, si nosotros tendemos a cerras las operaciones positivas y a no cerrar las negativas, conseguiremos muy buenos números (lógicamente) pero podremos estar ocultando un flotante  alarmante, luego la rentabilidad mostrada es falsa.

En segundo lugar, tampoco debemos creernos rentabilidades de un corto periodo de tiempo (por ejemplo un mes). Los productos apalancados como futuros o CFDs permiten, hasta por pura suerte, lograr buenos números en el corto plazo. Algo que descartamos con absoluta seguridad si nos fijamos en periodos de largo plazo (>1 año).

Para dar la puntilla a este artículo, recomiendo siempre analizar con detalle las rentabilidades que encontremos por la red, no es oro todo lo que reluce.

Tags:
, ,
No Comments

Post A Comment